Buscar

MIENTRAS TANTO EN EL MAR: SOBREPESCA

La época medioambiental que estamos viviendo nos ha hecho reflexionar sobre muchos de nuestros comportamientos. Estamos acabando con los recursos del planeta a un ritmo imposible de regenerar. Uno de los principales culpables de este fenómeno es la sobrepesca, en el post de hoy, conoceremos más a fondo este concepto, su historia, y hacia dónde nos llevará si no le ponemos remedio.

La sobrepesca en los mares y océanos se basa en la captura de las especies marinas en cantidades demasiado elevadas para poder restablecerse después. Los orígenes de esta práctica se encuentran a mediados del s.XX, con el auge de las iniciativas internacionales destinadas a aumentar los alimentos ricos en proteínas, se pusieron en marcha distintas resoluciones destinadas aumentar la capacidad pesquera. Hasta hace unos años, estas prácticas jamás se pusieron en duda, un descuido que, a día de hoy, nos ha traído consecuencias nefastas quizás imposibles de reparar. En los últimos 30 años, el consumo de pescado se ha duplicado en todo el mundo. Según el último informe de la FAO, la Organización de la ONU para la alimentación y la agricultura, asegura que el 90% de las reservas de peces están sobreexplotadas. Además, y tal como expone Planeta Vivo Azul de la WWF, en tan solo 40 años, las poblaciones de las especies marinas se han reducido en un 39% de media en todo el Planeta, y una de las causas es la sobrepesca. También se estima que la pesca ilegal y no regulada representan 11 millones de toneladas (12-28%) de la pesca mundial. La mayoría de estas prácticas utilizan sistema de arrastre que también terminan por afectar a la flora marina y como consecuencia, al carbono azul. Todo esto no supondría un problema si no estuviese previsto que, para 2030, la población mundial aumentará 1.000 millones de personas según las Naciones Unidas. Teniendo en cuenta los datos anteriores y sumándole la falta de políticas medioambientales, nos dirigimos hacia un futuro sobrepoblado y sin peces. Un ejemplo es la situación que está viviendo el pez sierra, una especie que era frecuente en las costas de 90 países, no obstante ahora se encuentra entre los peces marinos más amenazados del mundo, además de estar supuestamente extinto en 46 de esas naciones. Hay 18 países donde falta al menos una especie de pez sierra y 28 más donde dos especies han desaparecido.

Otra situación desesperante es la que viven las comunidades de grandes peces como el bacalao, el atún o el pez espada, que han disminuido un 90% por culpa de la sobrepesca. Si seguimos con este ritmo, se estima que para 2048 no haya peces. Afortunadamente, y como en toda cuestión medioambiental, existen múltiples plataformas destinadas a erradicar este asunto. Asociaciones ecologistas como Oceana o Slow Food piden a los gobiernos más limites en la captura de fauna silvestre y así evitar que las flotas actúen sin control. Una de las acciones más reconocidas es la campaña #StopSobrepesca que intenta concienciar sobre este problema. Únete a la lucha contra la sobrepesca, únete a blue carbón.


10 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo