Buscar

MIENTRAS TANTO EN EL MAR: MANGLARES

El mar es rico en fauna y flora que, a su vez, forman ecosistemas complementarios y que desarrollan el planeta que tenemos en la actualidad. En el post de hoy, hablaremos de los manglares, uno de los ecosistemas más importantes para muchas especies además de ser una gran herramienta en contra del cambio climático.


El manglar es un área formada por árboles muy resistentes a las sales existentes de la zona literal. Se encuentran cerca de las desembocaduras de agua dulce en latitudes tropicales y subtropicales. A priori, su aspecto puede llevar a pensar que la importancia de estos ecosistemas es mínima. Sin embargo, gracias a sus densas raíces, sus múltiples tipos de árboles y sus aguas salobres, los manglares son considerados un hábitat muy valioso para un número muy grande de especies. De hecho, alrededor de 75% de las especies de pesca comercial, o bien pasan la mayor parte de su vida en estos ecosistemas o dependen de ellos para su alimentación.


Además, los manglares protegen las costas con sus densas raíces que sirven para amortiguar las mareas ciclónicas. Tales son los efectos de los manglares que el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo hizo un proyecto para proteger la costa de Bangladesh plantando manglares, uno de los países más afectados por el cambio climático. En este, se pretendía menguar las consecuencias de las inundaciones a partir de la plantación de los bosques de manglares, invitando a participar a las poblaciones locales.

No obstante, lo que realmente apoyamos desde Blue Carbon es que, los manglares, y tal y como ocurre con la posidonia mediterránea, son grandes retenedores de C02 y otra de las caras del carbono azul. Esto lo podemos ver en las declaraciones de de Isabelle Vanderbeck, experta internacional en aguas del Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (UNEP):


"Los manglares y otros ecosistemas de carbono azul, como los pastos marinos y las marismas, son increíblemente eficientes para almacenar carbono".


Pues los manglares son muy importantes para la lucha del cambio climático gracias a sus cualidades para retener carbono: una de las pocas armas que nos queda para evitar la destrucción total del planeta. No obstante, y aunque los manglares sean esenciales contra la lucha, ellos también sufren las consecuencias de este planeta, cada vez más devastado:

"Más de un tercio de los manglares del mundo ha desaparecido en los últimos 100 años. Es una tendencia que debe detenerse ahora mismo si queremos que sobrevivan las especies y comunidades que dependen de estos bosques costeros", dice Vanderbeck


Y es que a menor cantidad de árboles, menor cantidad de c02 absorbido. Como sabéis, la lucha principal de Blue Carbon reside en la conservación de los bosques de Posidonia mediterránea para proteger el carbono azul. Como vemos la posidonia no es la única planta capaz de hacer esto, debemos proteger todas y cada una de ellas, y los manglares no son una excepción.


2 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo