Buscar

MIENTRAS TANTO EN EL MAR: ACIDIFICACIÓN

El cambio climático tiene muchas consecuencias. En el post de hoy trataremos una de las más dañinas y perjudiciales para la salud del planeta y para cientos de especies: la acidificación de los océanos.



La acidificación del océano es el descenso del PH de los océanos debido a la absorción de dióxido de carbono producido por los humanos en forma de gas, fusión de combustibles fósiles y la fabricación de productos industriales como el cemento. Como ya hemos apuntado en varias ocasiones, el cambió climático lo experimentamos hoy, pero es el resultado de cientos de año perjudicando al planeta. En el caso de la acidificación de los océanos, estos llevan absorbiendo partículas de CO₂ des de los inicios de la revolución industrial. Desde ese instante, se han quemado la suficiente cantidad de combustibles fósiles y talado tantos árboles como para emitir más de medio millón de toneladas de CO₂. Hoy en día la atmosfera concentra más dióxido de carbono que en cualquier momento de los últimos 800.000 años. "Cuando la concentración de CO₂ es muy elevada, muy pocas especies lo toleran", sostiene Jason Hall-Spencer, biólogo marino de la Universidad de Plymouth, Inglaterra. El aire y el agua están en constante intercambio de gases, lo que significa que aquello que se encuentra en la atmosfera acaba tarde o temprano en el mar. Al principio lo único que se ve afectado es la capa más superficial de los océanos, unos cien metros aproximadamente, no obstante, y con la ayuda de las corrientes marinas, las partículas de dióxido de carbono acaban por expandirse en las profundidades marinas. Un estudio de 1990, llevó a un equipo de investigación a hacer un proyecto alrededor de la acidificación de los océanos. Los resultados no fueron buenos, después de recoger y analizar más de 77.000 muestras, se descubrió que los océanos han absorbido el 30% del dióxido de carbono emitido por la humanidad en los dos últimos siglos. Y siguen absorbiendo alrededor de un millón de toneladas por hora. Según los científicos del Centro Nacional de Investigación Científica de Francia, la acidez media de la superficie del océano, que se ha mantenido estable durante millones de años, se ha incrementado alrededor de un 26 % en los últimos 150 años. "El aumento fue muy lento hasta la década de 1950, pero a partir de ahí la acidificación se ha ido acelerando", afirma el Dr. Jean-Pierre Gattuso, director de investigación del laboratorio. Este es un problema que viene de lejos y afortunadamente ya empieza ser un debate cada vez más numeroso. Esto ya lo vimos en el acuerdo de París de 2016 donde se pidieron medidas más agresivas para reducir las emisiones de gases de efecto invernadero. La clave para acabar con la acidificación es la misma que con el cambio climático, actuar lo antes posible y utilizar las energías renovables. Únete.


2 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo